Descubre el increíble poder de las declaraciones en tu vida

Una concepción del lenguaje nos posibilita a cada momento, configurar nuestra realidad gracias a las percepciones mentales y verbales que podemos hacer sobre lo que “vemos” e interpretamos del mundo que nos rodea.  Este “lenguajear” nos regala el permiso de diseñar a gusto la manera en que vemos el mundo. De acuerdo a cómo lo vemos, podemos tener mayores o menores posibilidades de acción dentro de él.

LAS DECLARACIONES

Uno de los actos del habla (o lingüístico) que genera una realidad diferente es LA DECLARACIÓN.
Una declaración es como un decreto que emitimos (en nuestros pensamientos o verbalmente) que luego de haberlo hecho, algo en el mundo que era de determinada manera, cambia.

Te lo explico con un ejemplo… Recordemos la declaración de la independencia. ¿Qué ocurrió en este suceso? Nuestra realidad cívica cambió sólo a partir de que unas personas se reunieron en el Congreso General Constituyente y decidieron liberarse de España.

¿De qué manera cambia el espacio de posibilidades de una persona que emite declaraciones del tipo “Hoy comienzo TAL proyecto”, o, “A partir de hoy comeré más sano”, etc.?

¿De qué manera te parece que cambian las posibilidades de una persona que se encuentra presa y luego del juicio el juez dictamina que es inocente? Como puedes observar, la realidad cambia a partir de esa declaración.Quiero que tomes conciencia del poder que está asociado en la acción de emitir declaraciones.  Es el poder que tenemos de ser coherentes y consistentes entre lo que decimos/pensamos y hacemos.

El poder de las declaraciones está relacionado a la habilidad o capacidad que ejercitemos de cumplir con lo que declaramos.

El poder de las declaraciones puede ser personal (propio) o puede ser dado por alguien (por ejemplo: un juez) a partir de la autoridad que la sociedad asigna a algunas personas para hacer declaraciones válidas.

En este punto, quiero enfocarme en el poder propio que podemos esgrimir como seres humanos, concentrándome en las declaraciones personales.

El compromiso de las declaraciones personales puede verse en el comportamiento coherente entre lo que hemos declarado y la validez que le demos luego a esa declaración. ¿De qué manera hacemos válida una declaración? Haciéndola o cumpliéndola.

Cuando cumplimos lo que hemos declarado con compromiso, podemos decir que estamos manifestando tener la autoridad para hacerlo.

Te doy algunos ejemplos de declaraciones personales:
”A partir de hoy comienzo a prestar atención a los pensamientos que tengo y si son negativos, los cambiaré por positivos.”
”Declaro que hoy me enfoco sólo en mis partes positivas (físicas, mentales y espirituales).”
”Declaro que Noviembre de 2009 es el mes en el que comenzaré a modelar cómo llevar adelante mi proyecto más importante que es… ”
”No tengo que esperar que las posibilidades surjan de afuera, yo mismo las estoy generando y declaro que es a partir de este instante.”
“Declaro que hoy pondré límites y diré NO cuando en verdad no quiero hacer algo o no estoy convencido sin complacer a los demás.”
“Declaro que a partir de hoy prestaré más atención a escuchar con atención lo que el otro tiene para decirme, sin “irme” a mis pensamientos.”
Entre otras…
Las declaraciones personales tienen como objetivo crear una nueva realidad para ti.

Tú tienes el poder personal de declarar y crear situaciones y cosas dentro de tu ser y en tu entorno, y la maravilla de hacerlo es que a partir de emitir esas declaraciones, tu emocionalidad cambia; te sientes entusiasmado, confiado, motivado… y esto es lo que te predispone positivamente a accionar para ver manifestados los cambios que estás necesitando.

Te pregunto, ¿qué es lo que quieres crear en tu vida, en tu mundo?

¡Usa el poder de las DECLARACIONES PERSONALES!

Por: Ana Cecilia Vera, Coach en Reingeniería de Vida

Source link